Gustavo cruza el charco

El triatleta tudense tomará parte en el Ironman de Florida con la idea de 'ser competitivo'

El próximo 2 de noviembre, Gustavo Rodríguez se dejará cuerpo y alma en el Ironman de Florida. El ex ciclista profesional en el Xacobeo Galicia y actual subcampeón de España de duatlón afronta en Estados Unidos su segunda tentativa sobre un triatlón de una distancia que cansa sólo escribirla: 3,8 kilómetros a nado, 180 en bicicleta y, para terminar, una maratón –42,195 kilómetros– de carrera a pie. En total, más de ocho horas, en el mejor de los casos, de esfuerzo continuado.

El ex ciclista profesional Gustavo Rodríguez pondrá cuerpo y alma los dos próximos años en los ironman.
El ex ciclista profesional Gustavo Rodríguez pondrá cuerpo y alma los dos próximos años en los ironman.


'Son pruebas muy mentales, en el que lo principal son las ganas de sufrir', explica el tudense, reciclado a la disciplina a base de esfuerzo y cabezonería. Cualidades que le llevan a volar este lunes con rumbo a Florida para encarar su segundo ironman apenas un mes después de su primera tentativa. Fue en la localidad catalana de Canella y no salió como Gustavo esperaba por culpa de una avería al poco de iniciar el tramo sobre la bicicleta, lo que le obligó a recibir ayuda externa. Ya descalificado, el tudense se empeñó en terminar para ir conociendo las sensaciones físicas y anímicas de una cita de este calibre. 'No se me pasó por la cabeza abandonar', explica.

Fuente: http://www.atlantico.net/noticia/257143/triatlon%E2%80%82/


De vuelta a casa, el mal sabor de boca lo llevó a plantearse esta 'aventura fuera del calendario previo'. Lo primero a valorar es si el periodo de recuperación entre un ironman y el otro era suficiente: 'Un mes, el justo y necesario. Es el tiempo que se fija normalmente para recuperarse de un ironman. Todavía siento las piernas pesadas después de Calella, pero confío en estar plenamente recuperado después de pasarme la próxima semana en Florida aclimatándome'.

Las piernas las tendrá doloridas pero la ambición de Gustavo sigue intacta. De hecho, una vez conseguida la inscripción en Florida –'en la categoría profesional, que es en la que yo competiré, tienes que estar avalado por unos resultados para que te admitan'–, no renuncia a pelear en los primeros puestos el próximo día 2: 'No puedo concretar mucho porque desconozco los rivales y cómo reponderá mi cuerpo al haber disputado únicamente un ironman. Pero mi intención es ser competitivo. Estar en la lucha al menos hasta la última fase del tramo de ciclismo y después ya veremos cómo responden las piernas en la maratón'.

Con su base de ciclista, la desaparición del Xacobeo lo llevó al duatlón y, ya en el triatlón, reconoce que 'lo que más me está costando en la natación. Es una disciplina muy técnica, pero he contado con la ayuda de mi novia –Aída Valiño, triatleta–, que lleva nadando toda la vida, y ha sido un trabajo en equipo'. Ese entrenamiento empieza a dar sus frutos y Gustavo explica que 'es mi tercer año nadando y comienzo a notar la mejoría'.

A sus 34 años, este aprendizaje le servirá de mucho el próximo día 2 en Florida. Lejos de casa, pero cerca de su sueño.

 

Catálogo

REPUESTOScoches24.es

Patrocinadores

  • Aguas de Mondariz
  • image
  • Integra2
  • image
  • Qualery
  • Agua Sana
  • Concello de Nigran
  • Deputación de pontevedra
  • Digoin
  • Michelin
  • image
  • image
  • Baiona
  • image
  • image
  • image
  • image
  • image
  • SSCAR Carbon
Previous Next

Deporte y salud

Nueva sección